Blog

El ojo humano puede ser capaz de ver luz ‘invisible’: la luz infrarroja

30 de diciembre de 2014    Deberías ver

Luz infrarroja

Desde que la luz infrarroja fue descubierta en 1800 por  William Herschel, se sabe que ésta pasa desapercibida para el ser humano. Debido a su estructura, el ojo humano tiene limitaciones para percibir todas las longitudes de onda comprendidas en el espectro electromagnético. Solo somos capaces de ver las ondas electromagnéticas dentro del llamado espectro visible o, simplemente luz. Es decir, que nuestro ojo puede ver longitudes onda de 400 a 720 nanómetros. De ahí que seamos capaces de distinguir los colores pero no podamos apreciar la luz ultravioleta (400 nm) o la luz infrarroja (longitud de onda de 750 nm).

 

espectro visible

 

 

 

 

 

¿Qué es la luz infrarroja?

La luz infrarroja es un tipo de radiación electromagnética y térmica, de mayor longitud de onda que la luz visible, es por ello que esa luz es ‘invisible’ a nuestros ojos. Pero un equipo de investigadores de la Universidad de Washington ha descubierto que la retina es capaz de detectar esta luz infrarroja si se establecen las condiciones adecuadas. Es decir, el ojo sería capaz de captar ‘luz invisible’.

Los experimentos que han llevado a cabo consisten en dirigir los impulsos de la luz infrarroja emitidos rápidamente por láseres hacia la retina de ratones y de seres humanos. De este modo, observaron que, en ocasiones, la retina recibía un doble golpe de energía infrarroja cuando los pulsos de luz láser se emitían con rapidez. Por lo que el ojo detectaba esta luz que se encuentra fuera del espectro visible.

Generalmente la retina absorbe partículas de luz llamadas fotones, creando una molécula llamada fotopigmento que permite que seamos capaces de convertir la luz en colores.

Normalmente se absorbe un fotón único, pero si se agrupa una gran cantidad de fotones en un corto y rápido pulso de luz láser; es posible que la retina pueda absorber dos fotones en vez de uno transformándolos en un único fotopigmento.

La energía combinada de las dos partículas de luz activa el pigmento haciendo que el ojo perciba la luz que es invisible en condiciones normales.

luz infrarroja

Beneficios de la  Luz infrarroja para la oftalmología

«El espectro visible incluye las ondas de luz que van de 400 a 720 nanómetros de largo. Pero si una molécula de pigmento en la retina es golpeada en rápida sucesión por un par de fotones que tienen 1.000 nanómetros de largo, esas partículas de luz entregarán la misma cantidad de energía en forma de un solo golpe de un fotón de 500 nanómetros, lo que está dentro del espectro visible. Así es como somos capaces de verlo», explica Vladimir J. Kefalov, líder del estudio.

Los científicos han experimentado con pulsos de láser de diferente duración, que entregan el mismo número de fotones. Han comprobado que cuanto menor es el pulso, es más probable que pueda ser visible para la persona.

Este descubrimiento abre las puertas a la creación de nuevos instrumentos oftalmológicos. Como un tipo de oftalmoscopio que pueda ayudar a los oftalmólogos a estimular partes de la retina.  Y poder comprobar su funcionamiento y detectar ciertas enfermedades oculares.

Si quieres saber más, puedes visitar la revista  Proceedings of the National Academy of Sciences, donde el estudio se ha publicado.

 

1 comentario;

  1. Pues diría que pues es muy interesante cuantos nanómetros alcanza la luz infrarroja,está bien que que experimente con la luz inflarroja aunque sean las mismo número de nanómetros

Escribe tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Testimonios

conoce la opinión de nuestros pacientes.

Recibe nuestro newsletter

Descubre lo último de Quijada | Medicina Ocular

    últimos artículos

    Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. Aceptar y continuar | Más información